jueves, 23 de marzo de 2017

EL FUNDADOR -THE FOUNDER- (2016)

LOS NEGOCIOS SON UNA GUERRA SUCIA

Calificación: 2,5/5


Sin contarnos nada nuevo o que no sepamos, guionista y director de El fundador se las arreglan para dosificar de manera inteligente la información que se nos da y aunar forma, fondo y ritmo a la evolución de la historia y los personajes de manera que se hace un recorrido desde la ingenuidad hacia el cinismo de todo un pueblo, país y época.

Estrenada en España, curiosamente,  el mismo día que Gold, el film interpretado por Mathew McConaughey sobre buscadores de oro, ambos films ahondan en las contradicciones del sueño americano, uno de los temas más queridos por Hollywood. Pero lo hacen poniendo el foco del protagonismo en los dos lados de la moneda: si en Gold el prota es el soñador que el sistema quiere engullir aquí el protagonista es el que fagocita a los soñadores e idealistas creadores del primer McDonalds.

Aunque bien es cierto que el personaje, competente interpretado por Michael Keaton, sueña con encontrar algo que le haga rico, realmente no disfruta tanto con el trabajo bien hecho y con la satisfacción del cliente como con el enriquecimiento y el prestigio de ver su nombre en la cabecera del membrete. En el fondo, el film es la historia de una corrupción personal, de una renuncia al idealismo en pos de la érotica del poder económico y empresarial.

Por ello, el director filma de una manera placentera la primera hora del film (que se puede hacer algo aburrida debido a un ritmo algo letárgico) y guarda para la segunda mitad las cargas de profundidad sobre la falacia del sueño americano como algo puro y no profundamente corrompido e hipócrita.

El film se queda a mitad de camino entre el puro entretenimiento y un cine más profundo y esa indefinición compone su encanto y a la vez su escasez de vuelos.

FICHA ARTISTICA Y SINOPSIS

The Founder. Estados Unidos, 2016.-  115  minutos.- Director: John Lee Hancock.- Intérpretes: Michael Keaton, Nick Offerman, John Carroll Lynch, Laura Dern, Linda Cardellini, Patrick Wilson.- DRAMA BIOGRAFICO.-  Biopic del creador de McDonald's. En los años 50, un vendedor de Illinois llamado Ray Kroc conoció a los hermanos Richard y Maurice McDonald, que llevaban una hamburguesería al sur de California. Impresionado por la velocidad del sistema de cocina de su hamburguesería de San Bernardino, Kroc visualizó el potencial de la franquicia y hábilmente se fue posicionando para arrebatárselo a los hermanos y crear el hoy imperio de un billón de dólares. Así nació McDonald’s. 

martes, 21 de marzo de 2017

MOONLIGHT (2016)


 UN PASO ADELANTE EN EL CINE AFROAMERICANO 

 Calificación: 3/5 



 Moonlight es un drama indie consistente y recomendable pero que va de más a menos y que peca de cierta frialdad y un tono en exceso discursivo en algunos tramos del metraje.

 Los aficionados al cine debemos agradecer a la Academia de las Artes y las Ciencias cinematográficas que incluya entre sus nominadas a los premios Oscars, películas como la que nos ocupa. Sin sus candidaturas a la dorada estatuilla, Moonlight no hubiera llegado a nuestras pantallas o lo hubiera hecho con mucha menor difusión. No hay que olvidar que eso le ocurre cada año a un buen puñado de cintas iguales o mejores que el segundo film de Jenkins.

 Moonlight presenta algunas carencias propias de un casi novato en la dirección (irregularidad en el ritmo, escenas no del todo conseguidas, tosquedad narrativa en las transiciones) pero las compensa con un tratamiento visual tan arriesgado como logrado, con una notable dirección de actores y con una notable perspicacia a la hora de mostrar las contradicciones de la comunidad afroamericana.

La forma en la que se maltratan unos a otros (que se aleja de esa imagen idílica y paternalista de Hollywood como comunidad unida contra el racismo de los blancos), el análisis brillante de la incapacidad de salir de la marginación y, sobre todo por lo novedoso del tema, la ilustración del tabú de la homosexualidad en una comunidad representada como machista y homofoba.

 En definitiva, se podía haber sacado mucho más partido del tema pero Moonlight es un eslabón más en la cadena de cine afroamericano autoconsciente como el que hicieron Charles Burnett y Melvin Van Pebbles en los 70 y John Singleton y Spike Lee en los 90.

FICHA ARTÍSTICA Y SINOPSIS 

 Estados Unidos, 2016.- 111 minutos.- Director: Barry Jenkins.- Intérpretes: Trevante Rhodes, Naomie Harris, Mahershala Ali, Ashton Sanders, André Holland, Alex R. Hibbert, Janelle Monáe.- DRAMA.- Chiron es un joven afroamericano con una difícil infancia y adolescencia, que crece en una zona conflictiva de Miami. A medida que pasan los años, el joven se descubre a sí mismo intentando sobrevivir en diferentes situaciones. Durante todo ese tiempo, Chirón tendrá que hacer frente a la drogadicción de su madre y al violento ambiente de su colegio y su barrio.

viernes, 17 de marzo de 2017

MANCHESTER FRENTE AL MAR –MANCHESTER BY THE SEA- (2016)

DESCARNADA COTIDIANIDAD 


Calificación: 3’5/5 



Manchester by the sea es uno de los mejores retratos del desarraigo, la culpa, la pérdida, el perdón y la reconciliación con los demás y, sobre todo, con uno mismo que haya producido el cine estadounidense en lo que va del siglo XXI. Manchester by the sea está más cercana al cine intimista de personajes de finales de los 70 y principios de los 80 (Sin tener nada que ver me recordó en el tono y en la tristeza que la recorre al Gente Corriente de Robert Redford) que a la producción indie actual. Sin embargo no es una fotocopia desbravada de aquel cine ni un ejercicio de imitación manierista de un cine definitiva y tristemente olvidado sino que esta cinta es una pura hija de su tiempo, mostrando evidentes diferencias con ese estilo al que recuerda, que luego desglosaré.

El director-guionista cinematográfico Kenneth Lonergan consigue con Manchester by the sea su primera nominación al Oscar y dejar de ser una voz marginal en Hollywood. Se trata de su tercer film tras su debut en 2000 con la muy estimable y casi desconocida Puedes contar conmigo y la más irregular Margaret en 2011. En la primera Lonergan ya mostraba sus puntos fuertes: el guión y la dirección de actors. No en balde tanto el libreto como Laura Linney fueron nominados por la Academia. Con Manchester by the sea consigue, sin duda, su obra más redonda y completa. A pesar de que sigue pecando de un defecto que siempre perjudica sus películas. Este no es otro que la excesiva duración. Con 15-20 minutos menos, el film que nos ocupa sería todavía major.

Todo el reparto raya a gran altura pero los nominados Affleck y Williams están soberbios a pesar de que les perjudica su búsqueda de esa escena de Oscar, es decir, ese clip que ponen en la gala para ilustrar las nominaciones a las mejores interpretaciones del año. Pero lo que hace grande a Manchester by the sea es el gusto por el detalle más cotidiano y como muestra hasta que punto es antiglamouroso nuestro día a día.

Rayando en el humor absurdo, Lonergan ilustra todo lo cutre que nos rodea y que pensábamos, debido a la tendencia irrefrenable de Hollywood de mostrar una visión romántica –en sentido amplio- de la vida, que sólo nos pasaba a nosotros. Pero no, los protagonistas de esta peli también sufren las pequeñas miserias de la vida que puntean como recordatorio las enormes tragedias que han destrozado las vidas de estos seres humanos. A pesar de ello, siguen luchando. No les sale muy bien. Lo vuelven a intentar. Hay esta la grandeza de este microcosmos humano surgido de la mente de Lonergan pero que parece absolutamente real.

 FICHA ARTISTICA Y SINOPSIS 

Estados Unidos, 2016.- 135 minutos.- Director: Kenneth Lonergan.- Intérpretes: Casey Affleck, Michelle Williams, Kyle Chandler, Lucas Hedges, Tate Donovan, Erica McDermott, Matthew Broderick, Gretchen Mol.- DRAMA.- Lee Chandler es un fontanero que se ve obligado a regresar a su pequeño pueblo natal tras enterarse de que su hermano ha fallecido. Allí se encuentra con su sobrino de 16 años, del que tendrá que hacerse cargo. De pronto, Lee se verá obligado a enfrentarse a un pasado trágico que le llevó a separarse de su esposa Randi y de la comunidad en la que nació y creció