jueves, 29 de mayo de 2014

MALDITOS VECINOS (NEIGHBORS) -2014-

SIN DESMADRE NO HAY DIVERSION 

CALIFICACION: 1,5/5 

El problema es que una buena idea no da para una película decente si no cuentas con una buena trama…salvo que optes por el despiporre total. Stoller así lo hizo en Todo sobre mi desmadre. Aquí opta por mantener a los personajes y sus peripecias bajo control


Estados Unidos, 2014.- 96 minutos.- Director: Nicholas Stoller.- Intérpretes: Seth Rogen, Zac Efron, Rose Byrne, Christopher Mintz-Plasse, Dave Franco, Jake Johnson, Lisa Kudrow.- COMEDIA.- Los guionistas del film seguramente tuvieron la idea para este decepcionante film tras hacerse un programa triple Desmadre a la americana, No matarás al vecino y Mis locos vecinos y les ocurrió este crossover no reconocido.

El problema es que una buena idea no da para una película decente si no cuentas con una buena trama…salvo que optes por el despiporre total. Stoller así lo hizo en Todo sobre mi desmadre. Aquí opta por mantener a los personajes y sus peripecias bajo control y la cinta acaba limitandose a una sucesión de ataques y contraataques de los bandos enfrentados (joven pareja con bebe vs. Fraternidad universitaria) que acaban resultando aburridos.

Hay momentos hilarantes (la fiesta Robert de Niro, los airbags) pero no da para una comedia de hora y media que se acaba haciéndose larga. Tendrá más éxito que la anterior y casi desconocida cinta de Stoller (Eternamente comprometidos) pero es bastante peor.

 Cuando una pareja con un recién nacido cambia de barrio, no se imaginan lo que les espera: unos estudiantes adolescentes descontrolados que viven en la casa de al lado.

lunes, 26 de mayo de 2014

TRES DIAS PARA MATAR (THREE DAYS TO KILL) -2014-

LUC BESSON SIGUE A SU ROLLO 

CALIFICACION: 2/5

Con el paso de los años y la degeneración del género destrozado por los efectos especiales y con la obsesión de apabullar al espectador a toda costa, el francés se ha convertido en uno de los últimos clásicos en cuyas películas, los personajes todavía parecen personas y no marionetas del guionista. 


Estados Unidos 2014.- 125 minutos.- Director: McG.- Intérpretes: Kevin Costner, Amber Heard, Hailee Steinfeld, Connie Nielsen, Richard Sammel,Eriq Ebouaney, Tómas Lemarqui.- THRILLER.- Lo de la crítica americana con Kevin Costner es ya enfermizo y responde a una inquina personal cuyas razones, a este lado del Atlántico, se nos escapan. Quizá por ello Costner ha participado en este thriller cómico-familiar parisino escrito por Luc Besson.

 La mejor película de McG hasta la fecha (lo cual no es mucho decir dada su horripilante filmografía), se beneficia del universo Besson, a veces chorra, a veces desquiciado pero siempre interesante, atractivo y peculiar.

Con el paso de los años y la degeneración del género destrozado por los efectos especiales y con la obsesión de apabullar al espectador a toda costa, el francés se ha convertido en uno de los últimos clásicos en cuyas películas, los personajes todavía parecen personas y no marionetas del guionista.

Que quieren que les diga, yo me lo pasé teta viendo a un Kevin Costner…por cierto, espléndido en su madurez.

Ethan Runner es un veterano agente del servicio secreto que afronta su última misión con la esperanza de retirarse para vivir con su hija adolescente, a la que apenas conoce, antes de que sea demasiado tarde para ejercer como padre.

jueves, 22 de mayo de 2014

OCHO APELLIDOS VASCOS -2013-

SI NO TE GUSTA, TIENES UN PROBLEMA...

 CALIFICACION: 2,5/5 

Ocho apellidos vascos en una sucesión de coñas más o menos divertidas (algunas son antológicas hay que reconocerlo) que intentan, sin éxito, llegar a ser una película sólida y estructurada. Si hubiera sido eso, seguramente, no hubiera alcanzado su desmesurado éxito. 


España, 2013.- 98 minutos.- Director: Emilio Martínez-Lázaro.- Intérpretes: Dani Rovira, Clara Lago, Carmen Machi, Karra Elejalde, Alfonso Sánchez, Alberto López, Aitor Mazo, Lander Otaola.- COMEDIA.- Un acontecimiento sociológico. Si quieres estar en la onda en la primavera del 2014 en España, debes haber visto esta película. Abuelos y nietos, peperos y sociatas, banqueros y políticos corruptos y perroflautas, vascos y andaluces, nacionalistas españoles e independentistas catalanes…todo el mundo ha visto esta película. Cuando mi padre (que no va al cine desde la primera victoria de Felipe González) me habla de una película y muestra amago de querer verla…es que el film ha calado hondo en toda la sociedad.





Ocho apellidos vascos en una sucesión de coñas más o menos divertidas (algunas son antológicas hay que reconocerlo) que intentan, sin éxito, llegar a ser una película sólida y estructurada. Si hubiera sido eso, seguramente, no hubiera alcanzado su desmesurado éxito.


Sociologicamente es fascinante:

1) Dinamita la idea, defendida por el propio público que ha acudido en masa a verla, de que no tiene sentido pagar una entrada de cine por una peli española con aspecto televisivo y que pronto pondrán por la tele porque

2) El indudable componente tribal de ir al cine. No tiene sentido ver esta peli solo…es para ir con la peña de amigos a compartir el milagro de la risa. Y si encima lo puedes hacer en una sala repleta gracias a la fiesta del cine (ésta ha ayudado a que arrancara el boca-oreja que le ha dado el éxito a la película), mejor.

3) Las televisiones (especialmente Mediaset) se ha dado cuenta de que, ya que tienen que producir películas españolas, por ley, pueden intentar sacarle rentabilidad al asunto.

4) El país ha cambiado mucho en poco tiempo respecto al conflicto vasco. Esta película hubiera sido imposible hace 5 años.

5) Existe una necesidad brutal de reírse…y si es de nosotros mismos más. Mucha gente ha ido a verla autoconvencido de que había que reírse desde el minuto 1. La cinta es graciosa pero, sinceramente ¿Tanto?

Martinez Lazaro es un tipo competente y con sentido del entretenimiento (pocos lo tienen en el cine español actual) y Dani Rovira, sus amigos sevillanos y, especialmente, Karra Elejalde están que se salen. Lo de Clara Lago es otro cantar. Ni es muy mona ni me gusta como actriz. Pero ahí está. Otro misterio indescifrable.

En definitiva, muchas bazofias hollywoodienses rompen la taquilla. Para eso mejor que lo pete una tontería española.

Rafa es un joven señorito andaluz que no ha tenido que salir jamás de su Sevilla natal para conseguir lo único que le importa en la vida: el fino, la gomina, el Betis y las mujeres. Todo cambia cuando conoce una mujer que se resiste a sus encantos: es Amaia, una chica vasca. Decidido a conquistarla, se traslada a un pueblo de las Vascongadas, donde se hace pasar por vasco para vencer su resistencia. Adopta el nombre de Antxon y varios apellidos vascos: Arguiñano, Igartiburu, Erentxun, Gabilondo, Urdangarín, Otegi, Zubizarreta e incluso Clemente.

lunes, 19 de mayo de 2014

EL VIENTO SE LEVANTA -KAZE TACHINU. THE WIND RISES- (2013)

BELLA DESPEDIDA CINEMATOGRAFICA 

CALIFICACION: 3,5/5 

La belleza visual indiscutible de su cine, el tono y ritmo tan personales me acaban por sacar siempre de sus películas y desconecto durante pasajes de las mismas y luego me cuesta horrores volver a entrar. No conecto con su filosofía de vida, ni con la forma en que me narra ciertos sentimientos universales y tampoco logro entender ese amor que no incluye ningún sacrificio profesional. No sé si me lo está describiendo, criticando, alabando. 


 Japón, 2013.- 125 minutos.- Director: Hayao Miyazaki.- Película de animación.- DRAMA.- Les confieso una de mis numerosas carencias: Me cuesta mucho, mucho el cine de Miyazaki. Dos cinéfilos que me acompañan en esta pasión son fanáticos de su cine y es de lo poco en lo que coinciden respecto a gustos cinematográficos. Se maravillan, se emocionan e incluso ¡Lloran! Con sus películas. Flipan con las criaturas domésticas de Mi vecino Totoro y llegan al llanto con Chihiro sin llegar a entenderla del todo.

Incluso en este film, que es de los más accesibles y menos oníricos de su carrera, comentan maravillas narrativas de yuxtaposición de ideas que no les confieso haber pasado por alto por vergüenza intelectual. Imagino que con Miyazaki me pasa lo mismo que a mis estudiantes en las clases de cine. Subtextos, comentarios sociales más que obvios para mí, por edad y formación, son un enigma insondable para ellos.

La belleza visual indiscutible de su cine, el tono y ritmo tan personales me acaban por sacar siempre de sus películas y desconecto durante pasajes de las mismas y luego me cuesta horrores volver a entrar. No conecto con su filosofía de vida, ni con la forma en que me narra ciertos sentimientos universales (esa larga secuencia tirándose el avioncito de un balcón a otro) y tampoco logro entender ese amor que no incluye ningún sacrificio profesional. No sé si me lo está describiendo, criticando, alabando. Por otra parte, la primera mitad es una visión casi beatifica del personaje un poco extraña.

 La película me entretuvo, me parece bellísima y tiene momentos impresionantes pero, lo siento, no es mi rollo. A pesar de ello, espero que Miyazaki reconsidere su decisión de retirarse y nos siga entregando bellas obras cinematográficas, aunque estén una longitud de onda emocional distante a la mía.

Jiro, que sueña con volar y diseñar hermosos aviones, se inspira en el famoso diseñador aeronáutico italiano Caproni. Corto de vista desde niño y por ello incapaz de volar, se une a la división aeronáutica de una compañía de ingeniería en 1927. Su genio pronto es reconocido y se convierte en uno de los más prestigiosos diseñadores aeronáuticos. Film biográfico que recrea hechos históricos que marcaron su vida, como el terremoto de Kanto de 1923, la Gran Depresión, la epidemia de tuberculosis y la entrada de Japón en la Segunda Guerra Mundial.

domingo, 18 de mayo de 2014

EL GRAN HOTEL BUDAPEST (THE GREAT BUDAPEST HOTEL) -2013-

ANDERSON SIGUE IRRUMPIENDO ENTRE EL GRAN PÚBLICO

 CALIFICACION: 3,5/5 

 El tejano Wes Anderson, En lugar de adaptarse al mundo que le rodea, ha conseguido la cuadratura del círculo, es decir, que el mundo se adapte a él. Manteniendo su estilo pero suavizando la excentricidad de su propuesta (que alcanzó el punto álgido con Life Aquatic), ha conseguido ganarse el favor de los que antes lo ignoraban.


Estados Unidos, 2013.- 99 minutos.- Director: Wes Anderson.- Intérpretes: Ralph Fiennes, Tony Revolori, Saoirse Ronan, Edward Norton, Jeff Goldblum,Willem Dafoe, Jude Law, F. Murray Abraham, Adrien Brody, Tilda Swinton, Harvey Keitel, Mathieu Amalric, Jason Schwartzman, Tom Wilkinson, Larry Pine, Bill Murray,Owen Wilson, Léa Seydoux.- TRAGICOMEDIA.- La carrera de Wes Anderson ha evolucionado de una manera realmente interesante y totalmente diferente a otros dos creadores surgidos más o menos al mismo tiempo: Shyamalan y el otro Anderson, Paul Thomas.

Mientras el director de El sexto sentido ha sido engullido por su propia marca personal y sea ha visto abocado a proyectos cada vez menos interesantes presionado por el escaso éxito comercial de sus propuestas, el autor de Magnolia y Boggie Nights ha radicalizado su discurso (sólo hace falta revisar The master). Sin embargo, el tejano Wes Anderson ha encontrado una tercera vía entre el cine festivalero de Paul Thomas Anderson y los patéticos intentos de Shyamalan por agradar al gran público renunciando a su estilo. En lugar de adaptarse al mundo que le rodea, ha conseguido la cuadratura del círculo, es decir, que el mundo se adapte a él.

Así, sus primeras y, en mi opinión, mejores películas (Academia Rushmore, Los Tennembaums) no recibieron prácticamente apoyo ni de la crítica ni del público. Manteniendo su estilo pero suavizando la excentricidad de su propuesta (que alcanzó el punto álgido con Life Aquatic), ha conseguido ganarse el favor de los que antes lo ignoraban. Personalmente, sus últimas películas (especialmente la que nos ocupa) me parecen menos interesantes , locas e únicas que las primeras. Además, por mucho que Anderson sea un enamorado de Europa donde vive, creo que sus obras más fascinantes son las que están ambientadas en su país de origen, como el caso de la entrañable y perspicaz Moonrise Kingdom.