viernes, 30 de septiembre de 2011

NOCHE DE MIEDO (2011) -FRIGHT NIGHT-


PRIMERO ABURRIDA, DESPUES PREVISIBLE, FINALMENTE PEOR QUE SU MODESTO ORIGINAL

CALIFICACION: 1/5


Estados Unidos, 2010.- 109 minutos.- Director: Craig Gillespie.- Intérpretes: Anton Yelchin, Colin Farrell, David Tennant, Imogen Poots, Toni Collette, Christopher Mintz-Plasse.- THRILLER DRAMATICO.- Cuando acaba la proyección uno se pregunta ¿para qué han hecho este remake? Ni siquiera han mejorado especialmente la parte técnica, aunque es cierto que es una cinta elaborada y concebida para ser vista en 3-D y yo la vi en 2-d porque detesto las dichosas gafas.

Además es bastante más aburrida que el original de 1985, que tampoco era nada del otro mundo pero a la que tengo mucho cariño pues fue una de las primeras películas que fui a ver al cine con mis colegas y no con los papis. Aun recuerdo las risas nerviosas de todo un cine (el grandioso y clausurado hace más de una década Ideal de Alicante) repleto de adolescentes excitados ante la escena seudoerotica que abría la cinta.

Durante su último año en el instituto, Charlie Brewster parece que por fin ha alcanzado todos sus objetivos: es uno de los estudiantes más valorados y sale con la chica más deseada del centro. Su popularidad es tal que ha comenzado a dejar de lado a su mejor amigo. Sin embargo, cuando Jerry se convierte en su vecino, aunque, al principio, le parece un tipo genial, con el paso del tiempo empieza a percibir en él algo extraño. Desgraciadamente nadie, ni siquiera la madre de Charlie se da cuenta de nada. Después de observar que en la casa de Jerry pasan cosas extrañas, Charlie llega a la conclusión de que su vecino es un vampiro que se sirve del vecindario para cazar a sus presas. Ante la incredulidad de los demás, el protagonista deberá ingeniárselas para deshacerse del monstruo por sí solo en esta moderna versión del clásico de la comedia y el terror dirigida por Craig Gillespie.

Como ocurría en la cinta anterior del director, durante la primera parte, uno no tiene muy claro ni lo que está pasando ni porque nos cuenta lo que nos cuenta ni cual es el objetivo dramático. Mediada la proyección la cinta se entona gracias a unas aceptables escenas de acción: la explosión de una casa y una competente filmada huida por carretera. No es suficiente para aprobar y poco ayuda un Colin Farell nada convicente y que palidece ante la interpretación que hizo Chris Sarandon, protagonista de un poco aprovechado cameo, en la cinta original.

No hay comentarios: